Rarámuris, los corredores más resistentes del mundo

Nombres como los de los indios rarámuris Silvino Cubes are o María Lorena Ramírez aparecen en las notas deportivas del mundo, porque se les considera competidores serios de carreras de fondo, maratones y ultramaratones.

 

¿Quiénes son?

Les llaman “de pies ligeros” porque corren distancias muy largas sin parar. Viven en la Sierra Madre Occidental y sus rutas son entre caminos angostos y sinuosos, a 2,400 metros de altura.

Silvino Cubes. Marcos Ferro / Endurance Images

 

Lo inaudito

Lo hacen sin tenis o ropas especiales, sin gadgets o entrenamientos sofisticados. Ellos corren por mística, por sobrevivencia, por identidad.

 

¿Por qué lo hacen?

Como viven en comunidades retiradas de sus municipios, para ellos es de todos los días caminar o correr distancias largas. Desde niños lo hacen y ni siquiera lo piensan como ejercicio: es llegar a donde quieren. Nada más.

Parte de su identidad. netnoticias.mx

Pero además organizan carreras, como la famosa Carrera de Bola. Se hacen en tiempos de siembra o cosecha y apuestan mantas, frijoles o chivas. Esta justa es Patrimonio de la Humanidad desde 2000, y corredores profesionales de todo el mundo van a ellas, a competir… y a aprender.

 

¿Cómo son estas competencias?

Deciden que van a correr de luna a sol, es decir, desde que sale la luna hasta que sale el sol. O circuitos entre comunidades. Más que distancias, las carreras duran tiempo: de 48 o 72 horas.

Antes de correr le entran a un caldo de pollo con verduras y tacos con frijoles. Durante la carrera, sólo agua y pinole.

Y corren con su indumentaria diaria. No les gustan los tenis, demasiado angostos para sus pies. Usan sandalias con plantillas de neumático, que hacen a mano. Tan eficientes, que hasta un emprendedor de Seattle, Ted McDonald, las fabrica y las vende por internet.

Ted McDonald se impresionó con el talento de los rarámuris. lunasandals

Los pies de los rarámuris no tocan el suelo. Suben y bajan ligeros por las montañas, inhóspitas, de la Sierra Madre.

Mientras los runners de todo el mundo registran sus marcas en sus apps y leen tutoriales para optimizar tiempos y recursos, los corredores rarámuris como Silvino Cubesore arrean su ganado, cosechan su siembra y se lanzan a hacer sus actividades de todos los días.

Corriendo, por supuesto.

"De pies ligeros". visitaurique

#ComparteLoExtraordinario

 

 

 

Foto de portada por articulosiete.com.mx, y principal por adn40.com

Más en VIDA

Ant

Lo que no te puedes perder en septiembre

Sig

Aldeas Chan Kaah, ¿de dónde viene el cacao?
vida
Filux, la fiesta más grande de luces en el Centro Histórico
vida
Los mejores eventos de noviembre 2017 en México
estilo
Mercedes -Benz Fashion Week México: Celebrando un paso adelante de nuestra ciudad

¡Suscríbete a nuestro newsletter!