México y sus gemas semipreciosas

 

La minería mexicana se ha convertido en un atractivo para la inversión extranjera y México es considerado el cuarto destino para su exploración en todo el mundo. En los yacimientos del país se han encontrado algunas de las piedras semipreciosas de mayor valor y aquí te presentamos las más representativas.

 

          Jade

Esta piedra dura, translúcida y brillosa fue de gran importancia para civilizaciones como la azteca, olmeca y maya. Como símbolo de la eternidad, esta gema era utilizada para venerar a Chalchiuhtlicue, diosa azteca de los ríos, lagunas, mares y océanos. En las crónicas del virreinato se narraba que esta civilización la consideraba más valiosa que el oro. Jade significa “la piedra de yjada” que se traduciría como piedra de hígado ya que era usada para tratar los malestares en este órgano.

Shutterstock

 

          Ónix

México se ubica dentro del top diez de los mayores productores en el mundo. En los yacimientos mexicanos se puede encontrar ónix en color amarillo, blanco, rojo y verde. Los estados donde más se extrae son Zacatecas, San Luis Potosí y Querétaro. Además de que se puede combinar con materiales como la madera, cerámica y yeso, posee la peculiaridad de valuarse distinto a otras gemas, pues entre más transparente sea, mayor será su costo en el mercado.

Shutterstock

 

          Ópalo

Si algo puede llamarse auténtico son los ópalos ya que cada piedra posee una combinación de color única, lo que hace imposible encontrar dos ejemplares idénticos. Se encuentra principalmente en zonas volcánicas y, en México son Querétaro, Jalisco y Guanajuato los estados donde están los yacimientos más productivos. La variedad que más se extrae es el “ópalo de fuego”.


De todo  el ópalo en el mundo, 5% es de origen mexicano.

Shutterstock

 

          Ámbar de México

Proveniente de la resina de árboles, con casi 50 millones de años de antigüedad, es considerada una gema preciosa vegetal. El ámbar mexicano es de los más buscados en el mundo por la belleza de su transparencia y sus colores (amarillo, cognan, café, rojo, verde, azul, negro y musgo). En las civilizaciones prehispánicas era considerado un símbolo de prestigio y poder. Es uno de los productos que tiene la denominación de origen del país.

 

De la producción nacional, el 90% es del pueblo de Simojovel de Allende, Chiapas.

Shutterstock

 

          Obsidiana

La lava al enfriarse rápidamente forma un vidrio llamado obsidiana y es por ello que se le puede encontrar en los alrededores de los volcanes. En México fueron los teotihuacanos quienes aprovecharon este material para la fabricación de armas, adornos, objetos de tributo, herramientas quirúrgicas e incluso como oráculo religioso. Por su parte, los aztecas solían relacionarla con  Huitzilopochtli, deidad principal de los mexicas.

Shutterstock

 

Ahora que ya las conoces, te invitamos a comprar pedrería mexicana.

 

Foto de portada: Shutterstock

Foto de inicio: Shutterstock

Más en VIDA

Ant

Energía eólica: el regalo de Ehécatl

Sig

Entre catrinas y celebraciones para el Día de Muertos
lugares
Cascadas de México que te dejarán sin aliento
vida
Lo que no te puedes perder de octubre
estilo
La X de Quetzalcóatl, por Arturo Flores

¡Suscríbete a nuestro newsletter!