Mitos y realidades sobre el Grito de Independencia

 

El 15 de septiembre aparece el Presidente de México por el balcón principal de Palacio Nacional y lanza vivas a los héroes del movimiento que inició en 1810 y que creó a nuestra Nación.

Pero el grito no siempre ha sido igual. Te contamos cómo fue evolucionando, hasta convertirse en la fiesta que actualmente nos congrega a todos los mexicanos.

 

El grito no se dio la noche del 15 de septiembre, sino la madrugada del 16. En el atrio de la parroquia de Dolores, Guanajuato, el cura Miguel Hidalgo arengó al pueblo contra el mal gobierno y los lanzó a la lucha armada.

De hecho, la rebelión estaba planeada para el 2 de octubre. Pero los planes fueron descubiertos e Hidalgo debió convocar a la lucha antes. Justo este imprevisto hizo que la Independencia de México no fuera un movimiento criollo, sino popular.

El cura Hidalgo no fue quien tocó la campana. Quien la tañó fue José Galván, campanero de la parroquia. En 1896 a Porfirio Díaz se le hizo buena idea agregar ese tañido a la fiesta, para dar el grito en el Zócalo. Para ello, hizo trasladar la campana de Dolores a la capital mexicana.

Lucy Nieto CC BY-NC 2.0

 

El grito de Independencia se celebra desde 1812. El primero en celebrarlo fue Ignacio López Rayón, en Huichapan, Hidalgo. Un año después, José María Morelos propuso solemnizar la fiesta “como el día aniversario en que se levantó la voz de la Independencia".

En 1825 Guadalupe Victoria celebró la fiesta de Independencia, por primera vez, en la Ciudad de México. Y durante todo el siglo XIX, la fiesta se hizo en la Alameda Central, no en el Zócalo.

 

Pero sorpresa: el primero que arengó al estilo de Hidalgo fue Maximiliano de Hasburgo, en el pueblo de Dolores, en 1864. Ese mismo año, en la hacienda de la Noria Pedriceña, en el desierto de Durango, se hacía otro festejo por la Independencia: el del gobierno de Benito Juárez, que se encontraba en resistencia.

¿Por qué se celebra el 15 de septiembre? Algunos creen que Porfirio Díaz acomodó el día para que coincidiera con su cumpleaños. Pero varios testimonios indican que, desde 1840, se festejaba el día 15.

Hubo quienes sabotearon el grito. Y peor, fue en el festejo del Centenario, cuando maderistas pusieron un trapo en el interior de la campana. Al momento que Porfirio Díaz la tañó, salió un sonido seco y opaco. Era el sonido de la Revolución.

 

El grito marca el inicio de la Independencia de México, pero ésta se consumaría hasta el 27 de septiembre de 1921, cuando el Ejército Trigarante, encabezado por Agustín de Iturbide y Vicente Guerrero, entró a la capital. Incluso, España reconoció a México como estado independiente y soberano hasta el 28 de diciembre de 1836, con la firma del tratado “Santa María-Calatrava”.

El 15 de septiembre es la fiesta de todos los mexicanos: fiesta de música, de alegría, de recordar todo lo que nos une y nos hace un gran país.

¿Cómo piensas celebrar el grito?

 

Foto en portada de: SHUTTERSTOCK

Foto en inicio de: Roberto Gama CC BY-NC 2.0

Más en VIDA

Ant

Pozole, tan curioso como sabroso

Sig

México Indomable por National Geographic
lugares
10 nuevos Pueblos Mágicos para visitar
vida
Lo que no te puedes perder de noviembre
estilo
La X de Quetzalcóatl, por Arturo Flores

¡Suscríbete a nuestro newsletter!